A veces se me olvida

529686_539825956062032_2140201597_n

A veces se me olvida

como eran los días normales,

aparentes, como en hilera,

uno tras otro, sin problemas,

frugales, sencillos, parecidos.

Días, que casi no recuerdo.

A veces se me olvida como era la risa

que cuajaba el aire, en momentos,

vividos a contrapié con ansia y con esfuerzo;

el sonido del agua cristalina

cayendo en la fuente que mi mano mancillaba

para enjuagar la sed de tiempo,

 de  quebrantos banales,

 de sucesos equidistantes

de los de ahora, que parece

paisaje yerto y sin aliento.

A veces se me olvida

como me despertaba,

con la mente vacía, y preocupada

de cosas fútiles, que doy como sentados

sucesos ocurrentes. Tan despacio,

se me pasaba el tiempo, que parecían

pasos en arena mojada, mi alquería.

Hoy, casi se me ha olvidado,

como era la vida sencilla

antes de que la voz llamara el arrebato

y zurciera la vida, a la fatalidad.

A veces se me olvida,

que existo, que vivo Y que siento,

por eso, creo que camino

entre los muertos muy despacio.

Santander-2-5-14, 23,17.

Acerca de Maria

Escritora María Toca: 1ºPremio Ateneo de Onda Novela, 2016: Son Celosos los Dioses 2ºPremio de Relato Ateneo de Fraga: El Paseador, 2014 Finalista Premio Internacional de Relato Hemingway, 2013 Finalista de varios premios más de relato. Poeta Articulista/Coordinadora/ Fundadora de LA PAJARERA MAGAZINE. Obra publicada: Novela: El Viaje a los Cien Universos Son Celosos los Dioses Relatos coral: Vidas que Cuentan
Esta entrada fue publicada en poema. Guarda el enlace permanente.