Se apagó la luz de mis ojos

1005309_596166337094660_1224056936_n

Se ancló la tristeza en mi pecho

germinó como flor en Abril,

anidó entre nubes espesas,

ya no puede salir más de ahí.

La sonrisa es mueca que duele,

en los ojos se apagó  la luz

que lucía entre las tinieblas

de los días grisáceos de sur.

Ya no prenden las velas mi ánimo,

ni se incendia de fuego mi pecho.

Se apagaron las tibias hogueras

que con fuerza impulsaban mi ardor.

Me queda la vana esperanza

de cantar con palabras su voz,

trasmitir vida en unas líneas,

devolver lo que tanto me dio.

Cumplir sueños ajenos,

tomarlos por propios,

 hacerlos felices a ellos,

los que quedan,

como aves sin tino y sin dios.

Santander 1-3-14, 10. 40 días sin ti.

Acerca de Maria

Escritora María Toca: 1ºPremio Ateneo de Onda Novela, 2016: Son Celosos los Dioses 2ºPremio de Relato Ateneo de Fraga: El Paseador, 2014 Finalista Premio Internacional de Relato Hemingway, 2013 Finalista de varios premios más de relato. Poeta Articulista/Coordinadora/ Fundadora de LA PAJARERA MAGAZINE. Obra publicada: Novela: El Viaje a los Cien Universos Son Celosos los Dioses Relatos coral: Vidas que Cuentan
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.