Recogiendo la casa

Recogiendo la casa

donde habitan los sueños

en todos los rincones,

aún en los más pequeños;

descorriendo cerrojos

de guaridas e infiernos

me encuentro bien ocultas

las memorias perdidas,

entre polvo y caireles

que apenas mueve el viento.

En  umbríos  gredales

de cuartos infinitos

donde duermen las sombras

y la noche hace guardia…

se me ocultan,

entre pábilos yertos

los oscuros deseos

y  unas lágrimas secas.

Envuelto entre sudarios

me encuentro una vida perdida,

con las sayas ungidas

del aroma de un tiempo

que se fue -que es ido-

Descansando, entre aromas de viejo,

y los guanos de antiguo

se encuentran las palabras

que  se llevaron ,presto,

a lugares lejanos,

aquellos otros vientos.

Las vivencias perdidas,

los ojos acristalados

de la vieja esperanza

me recuerdan que ahora,

a la vida la cubre, cual sudario,

para siempre,  la herrumbre.

María Toca

Santander-11-03-2018. 17,11

Acerca de Maria

Escritora María Toca: 1ºPremio Ateneo de Onda Novela, 2016: Son Celosos los Dioses 2ºPremio de Relato Ateneo de Fraga: El Paseador, 2014 Finalista Premio Internacional de Relato Hemingway, 2013 Finalista de varios premios más de relato. Poeta Articulista/Coordinadora/ Fundadora de LA PAJARERA MAGAZINE. Obra publicada: Novela: El Viaje a los Cien Universos Son Celosos los Dioses Relatos coral: Vidas que Cuentan
Esta entrada fue publicada en poema y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.